Estos días de enero he estado comentando con varios amigos sobre el alcance que pretenden tener las dos leyes que se están discutiendo en Estados Unidos, la PIPA y la SOPA, y Pen me acaba de enviar este vídeo que lo explica muy bien.

Vaya días: anteayer el cierre de webs por la SOPA, ayer el cierre de Megaupload en plan contraataque, y a última hora la respuesta de Anonymous bloqueando varias webs oficiales y de gestoras a uno y otro lado del Atlántico. Estamos en plena guerra y las balas virtuales cruzan las pantallas en plan neutrinos: no se ven pero se pueden detectar. Cuidado con la sombra de Mordor.

Anuncios