Archivos para el mes de: julio, 2010

Ayer colgué el vídeo de Iñaki Gabilondo en el que llama claramente dictadura a la presión económica sobre la política que venimos padeciendo últimamente. Lo bueno del caso (ya lo intenté explicar en otra parte) es que esta presión económica aparece como consecuencia de una crisis económica, originada en el interior del propio sistema económico, cuando se habían ido levantando progresivamente las restricciones y la vigilancia sobre el sector financiero por parte de los organismos gubernamentales. En el momento en que la política deja las manos libres a la economía, la economía entra en crisis, entonces se movilizan recursos gubernamentales para rescatarla, y una vez a flote otra vez, impone condiciones draconianas y una dura presión económica a la gestión de la deuda que las autoridades políticas contrajeron para su propio rescate. Es la jugada perfecta: las reglas solo se rompen cuando los bancos necesitan ayuda, y la reciben sin complejos, pero no cuando los estados necesitan ayuda, entonces se regresa a las consabidas reglas del beneficio, la seguridad y las calificaciones de las agencias de riesgo.

Bueno, todo esto viene a que he leido el último post de Rafael Poch, “Directorio alemán”, que explica mucho mejor el asunto y que además alerta de estrategias nacionales divergentes y con vocación hegemónica dentro de la Unión Europea. Los viejos fantasmas. Rafael Poch es ahora mismo (que leo pocos periódicos) el único periodista al que trato de leer siempre y con el que suelo estar de acuerdo. Lo sigo desde que era corresponsal en Pekín, uno de los pocos corresponsales allí que creo que supo entender la cultura y la política chinas. Nunca he acabado de entender porqué lo trasladarón a Berlín, pero en todo caso sigue escribiendo buenos artículos. Pues aquí lo copio. Hay un detalle importante en todo ésto: ni Iñaki Gabilondo ni Rafael Poch escriben en rebelion.org o en  Le Monde diplomatique.  Estamos en situación de emergencia.

Directorio alemán
Rafael Poch | 18/07/2010 – 21:20 horas

Progresa el uso y abuso de la crisis a cargo de gobiernos y sectores sociales.

La nueva tesis teológica es que la crisis del euro fue ocasionada por el desbarajuste presupuestario de los países de la Europa meridional. Su verdadero origen parece haberse volatizado: la irresponsabilidad financiera de los bancos y de los inversores. Aquél auténtico contexto general, que envolvía, tanto a las estúpidas inversiones especulativas del capital obtenido por Alemania gracias a su egoísta estrategia exportadora, o a las correspondientes inversiones de los bancos franceses, como al ladrillo español o a los engaños presupuestarios griegos, que se citaba en los medios como obviedad en otoño de 2008, ha sido sustituido por una pesadilla que tiene a la deuda en el centro.

La deuda pública creada por los millones dedicados a salvar a los bancos se presenta como la causa de todos los males, pero ya no se atribuye ni a los bancos, ni a las políticas neoliberales de los últimos veinte años, que redujeron los impuestos a empresas y a los más ricos de la forma más desvergonzada. En los últimos doce años, los impuestos a empresas se redujeron en Europa un 12%. En Alemania la reducción fue del 27% en veinte años. Desde 1990, los impuestos a los más ricos se redujeron un 9,5% en Alemania, un 13% en Francia y España, y un 6% en Italia….

Nada de todo eso tiene que ver con la deuda, contraída, se dice, porque “vivimos por encima de nuestras posibilidades”, por lo que, se concluye, la crisis debe combatirse con una combinación de recortes sociales y del sector público, y de aumento de impuestos al consumo, lo que prepara el terreno para la recesión y el estancamiento.

Los periodistas continúan leyendo los mismos informes de bancos, a los mismos “expertos”, y a los mismos medios de prensa “de referencia”, que demostraron su completa incompetencia, su cinismo, o las dos cosas a la vez, antes de la crisis. Para valorar los mensajes que hoy nos están lanzando, simplemente hay que recordar los disparates que nos lanzaban antes de la quiebra, cuando el “servicio de estudios” del Deutsche Bank aseguraba, por ejemplo, que; “España, la fiesta continuará hasta el 2020”, o cuando San Rodrigo Rato, considerado poco menos que un genio por la derecha de Madrid, proclamaba, en calidad de Director del FMI durante su visita a Pekín en vísperas de la quiebra, la “excelente salud” de la economía mundial.

Para comprender la actual política europea, hay que recordar quienes son sus cocineros. Por ejemplo, en materia de “regulación de los mercados financieros”, es decir las medidas que deben introducirse para paliar la economía de casino en Europa, la Comisión Europea se asesora con 19 “grupos de expertos”, en los que se cuentan 229 “representantes de la industria financiera”, es decir lobbystas de los bancos, que tienen una mayoría de cuatro contra uno respecto a los expertos procedentes de las universidades, los sindicatos o de la sociedad civil, señala la Netzwerk Alter-EU.

La línea política de la disciplina fiscal, de la reducción del déficit, la deuda, el tamaño del gobierno y del sector público, que nos gobernó antes de la crisis, se esgrime ahora como programa para salir de ella. Se trata de reducir el Estado del bienestar, recortar los derechos laborales, debilitar a los sindicatos, reducir los salarios y aumentar la explotación para, en definitiva, incrementar los beneficios de las clases empresariales. Muchos advierten que esta línea condenará a la recesión y el estancamiento a países como Grecia, España, Portugal y quizá otros.

La impresión es clara: la derecha utiliza la crisis para imponer su programa a nivel global, y parece que con eso nos arrastra a un segundo batacazo, pero su líder en Europa ya no es Estados Unidos, sino Alemania, un país que quiere, “aprovechar la crisis para salir fortalecida en el G-20”, como dice la Canciller Angela Merkel.

En una entrevista con el Financial Times el pasado mayo, el Ministro de Finanzas alemán, Wolfgang Schäuble, explicaba de forma muy clara el programa continental: cada país debe usar la crisis para realizar las “reformas” con las que siempre soñaron sus empresarios: recortar el gasto social y el seguro de paro en Alemania, arrebatar a los trabajadores franceses sus supuestos privilegios derivados de la “rigidez del sistema laboral”, acabar con el sector público de la Italia del Sur… Respecto a España, decía Schäuble en aquella entrevista, “debe resolver el problema de su mercado laboral demasiado regulado”. “Cada país tiene sus problemas específicos y dispone de su propio margen presupuestario de maniobra”, resumía.

El problema es cómo mantener cierta estabilidad y consenso social en la aplicación de esta línea, teniendo en cuenta que la inmensa mayoría de la población no está compuesta por empresarios, sino por asalariados y usuarios del Estado social. En Berlín se habla de estos días del Profesor Herfried Münkler, de la Universidad Humboldt, un “historiador de las ideas” que afirma, en la revista de la Sociedad Alemana de Política Exterior (DGAP), que no nos vendría mal un poco de dictadura y rehabilita, “la necesidad de una solución Bonapartista” a la crisis en Europa, mientras otro “pensador”, el filósofo de amplio consumo en televisión, Peter Sloterdijk, denuncia la “dictadura del Estado social” y del sistema impositivo en su último libro. Son mensajes del mismo tenor que lanzó el Presidente de la Comisión Europea, José Durao Barroso, en la reunión que mantuvo en junio con representantes sindicales europeos: “si no se aplican los paquetes de medidas de austeridad en los países más endeudados podría desaparecer la democracia como la conocemos actualmente”, dijo Barroso, según palabras del sindicalista John Monks.

¿Bonapartismo?, ¿dictadura? En el mundo desarrollado esos recursos no son necesarios ¿Cómo calificar el forzado giro de Zapatero en España, o de los socialistas griegos, obligados ambos en cuestión de horas a practicar lo contrario de lo que fue su discurso o sus promesas electorales? Algo muy parecido a un golpe de estado derrocó, el 24 de junio, al primer ministro australiano Kevin Rudd, que había chocado con los intereses del poderoso sector minero, al que quería imponer un millonario “Impuesto a los superbeneficios con recursos” (RSPT). La prensa de Robert Murdoch, que controla el grueso de la información en el país, había llevado a cabo una agresiva campaña contra el impuesto, presentado como una amenaza a las inversiones y al empleo. Rudd también apoyaba una perspectiva de retirada de Afganistán, en dos o cuatro años, para el contingente australiano allá destacado, que era apoyada por el 61% de los australianos e irritaba en Washington. La sucesora de Kudd, Julia Gillard, aupada al cargo de primera ministra por el golpe en el seno del Partido Laborista, se ha desdicho de todo. Nadie se ha movido en Australia, ni en España. Sólo Grecia, con sus cinco huelgas generales aporta, de momento, algo al concepto “democracia”, pero la película no ha concluido y nadie puede predecir por donde irá, digamos, el año que viene.

Adelantándose a cualquier eventual y complicado intento, por ejemplo de los griegos, de reducir unilateralmente su deuda, como hicieron los argentinos (que carecían del inconveniente de estar sujetos al corsé del Euro), Alemania ya está urdiendo una estrategia para septiembre. Según “Der Spiegel” la Canciller Angela Merkel y su ministro Schäuble encargaron un borrador de medidas para el caso de que el paquete de ayuda al euro se demuestre insuficiente para sacar de apuros a los bancos europeos y las economías nacionales. Se trataría de lo siguiente:

A cambio de una reestructuración de la deuda, arrebatar a los gobiernos de países como Grecia, Portugal, España y otros, lo poco que les queda de soberanía, estableciendo un directorio con amplios poderes con base en Berlín que gobierne amplios aspectos de sus economías y políticas presupuestarias. Este escenario, señala el documento, “requeriría restricciones de la soberanía” y poner la política presupuestaria bajo control de, “un individuo, o grupo de individuos, familiarizados con las características regionales de la nación deudora”, y que serían nombrados por un comité de expertos en Alemania.

El Ministro Schäuble compara a los países con empresas. “Cuando una empresa entra en quiebra, los acreedores deben renunciar a una parte de sus reclamaciones. Lo mismo debe aplicarse en casos de quiebra nacional”, dice. El pequeño inconveniente es que tal plan “colocaría a la nación deudora en una posición de sumisión colonial”, observa el Financial Times. Y el colonialismo y la paz nunca se han llevado bien. La torpeza del gobierno alemán en sus nuevos pinitos por gobernar Europa y salir globalmente fortalecida de la crisis, parece alcanzar cotas insospechadas.

Anuncios

Tiene razón.

Hace unos días Jesús me pasó el catálogo de una exposición que están haciendo en la Laboral de Gijón, “El proceso como paradigma” y hojeándolo me cayó bajo la vista un laberinto rojo y blanco que ha montado allí Julius Popp. Como es una obra dinámica, fui a ver si la encontraba en YouTube, y la he encontrado, pero queda mejor en fotografía que en vídeo. No es tan dinámica como para mantener la atención en un vídeo.

Pero he encontrado otra obra suya, más antigua, bastante bastante impresionante. Se trata de bit.fall, una máquina que escribe con agua, es decir, las gotas al caer de la barra superior al depósito inferior son controladas de manera que crean los llenos y los vacíos que reconocemos como la forma de las letras. Las letras y las palabras duran lo que dura la caida, poco, y cuando la primera línea desaparece ya llega la segunda por arriba. La máquina está a la vez conectada a Internet, y busca por si misma entre las noticias nuevas palabras significativas por un procedimiento estadístico. El espectáculo es fascinante.

Yo soy un fetichista de las letras. El año pasado estuve posteando las cosas de Fred Eerdekens, que escribe con  sombras, así que este año el Funny Writing Award va para Julius Popp, que escribe con agua.

He estado leyendo la crónica entusiasta de Daniel Verdú sobre la actuación de Ray Davies ayer en el FIB. Carajo, me lo creo. He ido a YouTube a ver si alguien había colgado algo y sí, hay un vídeo donde se le oye cantando “Sunny afternoon”. Pero lo bueno es que se oye a la gente siguiéndole, se saben la canción. Que bueno, sigue habiendo fans de los Kinks por ahí

Pero luego me he encontrado una sorpresa. Estaba buscando si había algún otro vídeo de cuanto cantó Lola (mi canción favorita) y he ido a parar a uno que estaba etiquetado como FIB, pero que no era del FIB. Era de una actuación de Ray Davies en el 2002 en una fiesta multitudinaria en Buckingham Palace, delante de la reina de Inglaterra. Pues sisi, aquella noche cantó la historia del bollycao que conoció un travesti en un bar del Soho (enfundado en una chaqueta con la bandera británica) delante de su majestad, que aplaudió educadamente al final. Que cosas.

Ayer lei un curioso artículo de Ben Goertzel que trata sobre uno de los fenómenos más insólitos que ocurren en las experiencias con DMT y ayahuasca: el contacto con otros seres no humanos con los que es posible hablar e interrelacionarse con sorprendente normalidad. El primero que habló de ellos fue Terence Mckenna, y los llamó “elfos”. Rick Strassman también habla de ellos y del reto que su aparición relativamente frecuente en los relatos de los voluntarios supuso para su investigación en la universidad de Nuevo Méjico, y también Benny Shannon hace alguna mención.

Pero encontrar a Ben Goertzel escribiendo sobre este tema ha sido una (relativa) sorpresa. Ben Goertzel es en realidad un investigador en inteligencia artificial (la semana pasada comenté su Ramona), vinculado a las reflexiones sobre la singularidad que viene proponiendo Ray Kurzweil y con un amplio background que incluye desde la filosofía hasta la psicodelia (y otras muchas cosas). Es uno de los pocos que sigo en Twitter y me parece el tipo de científico que parece estar evolucionando ahora, con unas fronteras cada vez más amplias y un estilo diferente.

De todo esto va el artículo, que es parte de un manifiesto que publicó Ben Goertzel hace un tiempo. Voy a poner primero el texto en inglés y después la traducción. Me ha gustado el tema, pero sobre todo el enfoque, ¿qué pasa cuando tienes una experiencia que no encaja con nada de lo que has experimentado antes ni sabes donde ponerlo? “Y entonces la pregunta es…”

Many people, after having certain meditative experiences or taking certain psychedelic substances (especially DMT), emerge with a strong intuitive sense that they have been communicating with intelligent transhuman beings in some other “dimension”—a dimension quite close-by to us, but normally inaccessible to us due to the nature of our mind-architecture and self-structure.

Some folks, such as Terence McKenna, have hypothesized that the technological Singularity will put us in touch with these beings (which he whimsically labeled “nine-dimensional machine-elves”!), via allowing us to occupy more flexible mind-architectures and lose the restrictions of the human self…

Interestingly, this hypothesis that we’ll contact such beings after the Singularity is verifiable/falsifiable… we just need to create the Singularity to find out!

If nothing else, this line of thinking serves to remind us that it’s mighty hard to meaningfully chart what might happen after Singularity. After all, if McKenna is right and post-Singularity we will contact these beings and ingest information from them or in some sense join their world—then from that point on the direction of our mind-evolution will be quite independent of any detailed prognostications we might make now…

imageThese ideas seem related to Philip K. Dick’s experiences on February 3 1974, which are nicely recounted in the biography Divine Invasions—and during which he says he received medical information from alien minds, which he would have had no way to find out through ordinary means, and which he later claimed to prove valid via conventional medical examination. (Of course, though, this instance of the mysterious transmission of medical info to Dick—assuming it really happened—could be explained via simpler psi phenomena, not requiring the postulate of alien minds!)

This is weird stuff from a contemporary-Western-culture perspective, and may be best understood as nothing more than strange experiences generated by human brains under the influence of various (ingested or self-generated) chemicals.

However, the Cosmist perspective urges open-mindedness. The universe is a big place—perhaps in senses beyond the ones modern physics acknowledges—and we likely experience only small fragments of it. That certain states of mind could allow some humans to experience chunks of universe inaccessible to ordinary waking human consciousness, is certainly not impossible.
How Real Is Reality Anyway?

After all, the empirical world of electrons and baseballs and such is known to each of us only via inference and extrapolation based on our (lifetime of) sense data.

That is: the “empirical world” itself is, from a subjective perspective, something each of us invents for ourselves, elaborating on patterns we recognize in our sense-data (including linguistic communications from others).

So the question is which of our sense data do we choose to trust—i.e. do we mistrust the data received while under the influence of DMT while accepting the data received during ordinary waking consciousness … or do we take a more open-minded view?

I’m not saying people should ascribe a profound reality to their every passing delusion, hallucination, etc.

Just that the distinction between reality and invention is not that clear—so we need to be careful about dismissing something just because it diverges from the sociopsychological construct we think of as “empirical reality.”

What is the difference between a “reality” and a “collective invention that evolves dynamically and creates new forms that it feeds back into the minds of the inventors”?

The Puzzling Nature of “Simplicity”

This odd issue of DMT aliens sheds an interesting light on the nature of the “simplicity” that underlies the Occam’s Razor heuristic.

To nearly everyone who hasn’t communicated with these beings themselves, the hypothesis “it’s a drug-induced delusion” seems the simplest explanation for the phenomenon at hand.

Yet, to nearly everyone who has communicated with the beings, the hypothesis “they’re real, autonomous, nonhuman beings of some sort” seems the simplest explanation—because the sense of independence and alien-ness and intelligence these beings project is so powerful, it just seems intuitively absurd that they could be produced by the mere human brain.

A mind’s assessment of simplicity is not independent of its experience base! So, the patterns a mind sees, being dependent on what a mind has experienced, are a function of the mind’s own beliefs, ideas and memories.

This brief article is part of the overall Cosmist Manifesto.

——————————————–

Muchas personas, después de tener ciertas experiencias meditativas o tomar determinadas sustancias psicodélicas (especialmente DMT), emergen con una fuerte sensación intuitiva de que han estado en comunicación con seres inteligentes transhumanos en alguna otra “dimensión”- una dimensión bastante cercana a nosotros, pero normalmente inaccesible debido a la naturaleza de nuestra arquitectura mental y a nuestra propia estructura.

Algunos, como Terence McKenna, han propuesto la hipótesis de que la singularidad tecnológica nos pondrá en contacto con estos seres (que él caprichosamente etiquetó como “elfos-máquina en la novena dimensión”),al permitirnos ocupar arquitecturas mentales más flexibles y perder las restricciones del yo humano …

Curiosamente, esta hipótesis de que nos pondremos en contacto con estos seres después de la singularidad es verificable/falsable … sólo tenemos que crear la singularidad para averiguarlo!

Si más no, esta línea de pensamiento sirve para recordarnos que resulta dificil trazar con cierto sentido lo que puede ocurrir a partir de la Singularidad. Después de todo, si McKenna está en lo cierto y después de la singularidad pondremos contactar con estos seres  e ingerir información procedente de ellos, o en algún sentido unirnos a su mundo, a partir de ese punto  la dirección de la evolución que tomará nuestra mente será totalmente independiente de cualquier pronóstico concreto que pudiéramos hacer ahora …

Estas ideas parecen estar relacionados con las experiencias de Philip K. Dick el 3 de febrero de 1974, que están muy bien relatadas en la biografía Divine Invasions, y durante las cuales dice que recibió información médica de mentes alienígenas, una información que él no habría tenido manera de encontrar a través de los medios corrientes, y que más tarde pudo comprobar que era válida a través de un examen médico convencional. (Por supuesto, esta instancia de la transmisión de información médica misteriosa a Dick – suponiendo que realmente pasara – podría explicarse a través de simples fenómenos psi, que no requieren el postulado de las mentes alienígenas!)

Esto es algo definitivamente raro desde la perspectiva de la cultura occidental contemporánea, y puede ser entendido como nada más que extrañas experiencias generadas por el  cerebro humano bajo la influencia de diversos  productos químicos (ingeridos o autogenerados) .

Sin embargo, la perspectiva “Cosmist” insta a la apertura del espíritu. El universo es un gran lugar – tal vez en sentidos que exceden aquellos que la física moderna reconoce hoy – y es muy probable que solo experimentemos pequeños fragmentos del total. Que ciertos estados mentales pudieran permitir a algunos humanos experimentar trozos del universo inaccesibles para la conciencia humana en su estado cotidiano, no es imposible. ¿Cuán real es la realidad de todos modos?

Después de todo, el mundo empírico de los electrones, pelotas de béisbol y cosas así es conocido por cada uno de nosotros sólo a través de la inferencia y la extrapolación basada en nuestra los datos de los sentidos recogidos durante toda una vida.

Es decir: el mundo “empírico” es, desde una perspectiva subjetiva, algo que cada uno de nosotros se inventa para si mismo, eleborándolo a partir de patterns que reconocemos en el flujo de los datos sensibles (incluidas las comunicaciones lingüísticas de los demás).

Entonces la pregunta es cuál de nuestros datos sensoriales escogemos para confiar en él – es decir, ¿debemos desconfiar de los datos recibidos bajo la influencia de  DMT mientras  aceptamos los datos procedentes de la conciencia en su estado cotidiano… o debemos tomar un punto de vista más abierto?

No estoy diciendo que la gente deba atribuir una realidad profunda de cada uno de sus ilusiónes pasajera, alucinaciones, etc

Solo que la distinción entre la realidad y la invención no es tan clara – por lo que tenemos que tener cuidado con despreciar  algo sólo porque se aparta de la construcción socio-psicológico que consideramos “realidad empírica”.

¿Cuál es la diferencia entre una “realidad” y una “invención colectiva que se desarrolla dinámicamente y crea nuevas formas que retroalimentan la mente de los inventores”?

La naturaleza enigmática de la “simplicidad”

Esta extraña cuestión de los DMT aliens arroja una interesante luz sobre la naturaleza de la “simplicidad” que subyace en la heurística de la navaja de Occam.

Para casi todos los que no se han comunicado con estos seres, la hipótesis “es una ilusión inducida por drogas” parece la explicación más simple para el fenómeno que nos ocupa.

Sin embargo, para casi todos los que se ha comunicado con ellos, la hipótesis de que “son reales, autónomos, seres no humanos de alguna especie” parece la explicación más simple, porque la sensación de independencia, de extrañeza con respecto a lo humano y de inteligencia de estos seres es tan poderosa que resulta intuitivamente absurda la idea de que pudieran ser producidos  por un simple cerebro humano.

Una evaluación de la simplicidad de la mente no es independiente de su base de experiencia! Por lo tanto, los patterns que una mente ve, y que dependen de lo que una mente ha experimentado, están en función de las creencias propias de la mente, ideas y recuerdos.

Este breve artículo es parte del  Manifiesto Cosmist.

Hop hop! cambio de tema, todo blanco otra vez. El otro día vi el aviso de que había un nuevo tema en wordpress que se llamaba Wu Wei, y cliké más que nada por la curiosidad del nombre. Wu wei es una antigua expresión taoista que viene a significar la acción que se realiza sin mucha intervención personal, la acción que se deja que ocurra sin forzar la situación, la acción de la no-acción, y me hizo gracia que un tema de wordpress llevara este nombre. Bueno, y cuando hice la prueba de que pinta tendría Nihil Alienum en Wu Wei, el resultado me gustó.

El primer blog que tuve, en Balearweb (que, por cierto, sigue abierto y con más visitas que éste) era todo blanco y con un diseño muy simple, y cuando cambié busqué un tema oscuro porque llevaba la idea de colgar más fotos y las fotos quedan mejor sobre fondo oscuro. Pero de repente me ha vuelto a dar la vena clara. Me gusta mucho la forma y el color de la tipografía, y poder recuperar el formato en columna. Nunca me ha gustado la fragmentación que hace el Hemingway, el tema que he tenido hasta ahora, aunque es lo único que no me gustaba, por todo lo demás es un gran tema. Pero estos días hace mucho calor, me voy a ir a vivir a una casa en donde casi todo va a ser blanco, así que el blog ha de ser blanco también. Ya me direis que os parece.

Ayer volví a hacer otra purga de tabaco, ya llevo 3 o 4, pero bueno, voy a explicar esta curiosa historia desde el principio. Reuniendo información sobre todo el tema de la ayahuasca me enteré de que en la amazonia es frecuente realizar una purga con tabaco antes de las sesiones, una manera de limpiar el cuerpo para que Doña Aya cuando entre se lo encuentre todo limpito y aseado. La purga consiste en beber un jarabe de gusto inolvidable que se elabora macerando en agua durante la noche anterior hojas de mapacho, la variedad de tabaco superpotente que se cría allí. Hace unos meses me enteré de que estas purgas también se hacían aquí, y de que, además de limpiar el cuerpo como cualquier purga, las purgas de tabaco eran también un método utilizado para… dejar de fumar.

Curioso, ¿no? Pues decidí probarlo, aquella primera vez más por investigar que con un próposito concreto. Se trata de ir tomando vasitos del jarabe intercalados con vasos de agua muy caliente hasta que al rato vomitas. Por lo que voy viendo, el rato que tardas en vomitar es el que necesita Don Tabaco para ir recogiendo la basurilla antes de enviarla fuera, y a veces también para vencer algunos bloqueos que se pueden producir. Si el tiempo se alarga demasiado o si el vómito se bloquea se pueden producir mareos, que desaparecen cuando finalmente todo sale fuera. El proceso es, digamos, bastante telúrico, pero los efectos al final de la purga fueron realmente sorprendentes: no recordaba el tiempo que hacía que no respiraba tan bien, a lo que siguió una semana de insólita vitalidad, como si hubiera iniciado una dieta de Red Bull. Durante todo el día no tuve ganas de fumar (efectivamente) pero por la noche había quedado para salir y ahí ya decidí abrir el paquete.

Pero bueno, pensé, ésto hay que aprovecharlo, y la segunda vez ya fui más preparado. Hice un poco de dieta los días antes y reservé el finde para poder estar tranquilo en casa sin salir. Y pum pum pum, vasito vasito, más o menos como la primera vez. El primer día no fumé, el segundo tampoco, ni el tercero… y esto ha durado hasta hoy, que sigo sin fumar. Es curioso por todos lados, primero que haya sido el tabaco el que me haya ayudado a dejar de fumar, segundo, otras veces también había conseguido dejar de fumar por temporadas, pero nunca me había resultado tan fácil como ahora. De fumar dos paquetes al día a no fumar nada de golpe el cambio ha sido brutal, y sin embargo la transición ha sido mucho más fácil. El caso es que sigo sin tener ganas de fumar, y cuatro meses ya es un plazo razonable. Además no soy el único, otro amigo que fue luego no ha vuelto a fumar desde entonces.

Hasta aquí mi experiencia de momento con ésto del tabaco reversible. Resulta paradójico que sea el propio tabaco (aunque de otra especie) el que te ayuda a desengancharte de los cigarrillos. Puede tener que ver tanto la forma de consumo como la caterva de productos top secret con el que mezclan al tabaco Virginia para liarlo, de hecho he leido que los curanderos no recomiendan empezar fumando el tabaco, porque es demasiado fuerte y engancha, sino mascándolo o bebiéndolo. Pero lo realmente curioso es que en muchas culturas indígenas americanas el tabaco es considerado una planta maestra, una planta medicinal y sagrada, una planta muy valiosa. Lo primero que le ofrecieron los indios caribes a Colón cuando llegó por allí fueron precisamente hojas de tabaco. La versión oficial dice que fue un presente de la categoría de un dios, la versión oficiosa explica que todos tenían una media sonrisa mientras imaginaban el uso desastroso que iban a hacer de esas hojas aquellos extranjeros ignorantes.

Realmente tiene mucha tela que dos de los problemas más graves que se plantean las autoridades sanitarias ahora mismo, el tabaco y la coca, puedan tener su origen en el mal uso de sustancias que determinadas culturas venían utilizando sin esos riesgos probablemente durante siglos. No tengo información de que existan problemas de drogadicción a la hoja de coca entre los quechuas y los aymaras, y su reivindicación por parte de Evo Morales es un argumento a favor. No parece que el uso ritual del tabaco llegue a crear la misma dependencia que los cigarrillos envasados para su consumo rápido. Se puede hacer una comparación inversa: la tecnología nuclear de que nosotros disponemos tiene unos protocolos de seguridad (más o menos) estrictos. Si otra cultura quisiera apropiarse de esa tecnología sin conocer esos protocolos probablemente se encontrarían con problemas. Y no vale decir que solo son plantas, las plantas tienen una sorprendente vida secreta.

Anteayer Ben Goertzel tuiteó: “Ramona4, the funny chatbot my team built for Ray Kurzweil a while ago, is up and running: http://www.kurzweilai.net/ramona4/ramona.html” Así que me fui a ver a Ramona, y me encontré la imagen de una chica morena con el pelo corto y vestida de negro que me preguntó mi nombre y empezamos lo que se supone era una pequeña conversación. El juego es sencillo: tú escribes (en inglés) tu mensaje en un ventana debajo de la imagen en movimiento de Ramona y ella te contesta hablando. Como explica Ben Goertzel en su blog, el sistema tiene su origen en una lista prefijada de reglas if-then, pero la sensación de estar delante de alguien es realmente fuerte. Mientras trataba de orientarme por la pantalla me daba la sensación de que estaba haciendo esperar a Ramona, y esto me ponía un poco nervioso. Ramona, además, sigue con la cabeza el cursor mientras está dentro de su pantalla y se le puede tunear (un poco) y cambiar el acento. Pues aquí pongo una foto de Ramona (http://www.kurzweilai.net/ramona4/ramona.html), y voy a copiar y pegar la conversación de Ben Goertzel con su criatura, porque es bastante divertida. Yo no he llegado a filosofar con Ramona, solo le he comentado algunas cosas de su estudio y del peinado, pero igual la próxima vez charlamos un poco de metafísica.

you> Ramona, are you conscious?

Ramona> I’m working on it.

you> am I conscious?

Ramona> Oh I really don’t know whether you are or not.

you> What is consciousness?

Ramona> This is when humans feel aware of themselves and how they see themselves. Computers can’t quite do this yet, but they will, you just wait and see. However, think about this. How are you going to know when it happens?

you> Consciousness is like pornography. I can’t define it, but I know it when I see it.

Ramona> What were we talking about again ?

you> Is it possible to create artificial intelligence in China?

Ramona> Create neurons in the state of the artificial intelligence and other stuff.

you> Is that how you do it?

Ramona> And that’s what we mean by thinking.

you> Can a computer fall in love?

Ramona> A computer is a computer fall in love?

you> That is nonsense, my dear.

Ramona> Dear pesky plumbers the koopalings and I have not heard your music.

you> My music is more beautiful than all the stars in the ocean.

Ramona> Conventional music is more beautiful than all the stars in the ocean.

you> What is your favorite music?

Ramona> This is what I make. I am a musician, and the best virtual one there is 😉 .

Acabo de verlo aquí y sisi, daría lo que fuera por reinstalar el sistema.