Archivos para el mes de: noviembre, 2006

One pill makes you larger
And one pill makes you small
And the ones that mother gives you
Don’t do anything at all

Pues aquí está Grace Slick (de los Jefferson Airplane) cantando White Rabbit, pura psicodelia de los 60. En un post anterior puse la letra (que habla de “Alicia en el país de las maravillas” de Lewis Carroll), y ahora pongo todo lo demás (escuchar con cascos).

Aviso: los primeros 8 segundos no tienen sonido.

Anuncios

La semana pasada quedamos para cenar con los amigos de la universidad, y comenté que estaba aprendiendo Kung Fu. Santiago me dijo entonces que igual era por el anuncio de Bruce Lee (Santiago se dedica al márketing y la publicidad), pero el caso es que yo no había visto el anuncio (veo muy poco la tele) y fue la primera noticia. Entonces me acordé de que había visto en menéame un video con una entrevista a Bruce Lee en que también hablaban de un anuncio. Vi un trozo de la entrevista, pero era un poco larga y pasé a otra cosa. Y resulta que hoy he leído un artículo en El Pais en que hablan de ese anuncio como un fenómeno social, con un montón de parodias en YouTube, y he visto que Abadia Digital y Pixel y Dixel también han comentado el tema. Pongo aquí el video de la entrevista completa (pasando del logo de la Warner).

El caso es que todavía no he podido ver el anuncio (lo he buscado en YouTube pero no lo he encontrado), pero me he vuelto a ver entera la entrevista con Bruce Lee. La verdad es que Bruce Lee nunca me ha caido bien, ni él ni sus películas, tiene un punto chulillo que me carga y por eso no acabé de ver la entrevista la primera vez. Pero hoy he estado buscando información sobre Kung Fu antes de volverla a ver, y lo que he ido leyendo (sobre todo aquí) me ha dejado con la curiosidad suficiente para darle más cuartelillo. Realmente es una persona interesante (a parte de chulo) con una biografía intensa, y hay un detalle que me ha ayudado a bajar la guardia: estudió filosofía en la Universidad de Washington. No me lo esperaba. En el artículo en español de la wikipedia dicen que sus referencias eran el taoismo y Krishnamurti (Gia Fu siempre decía que el más taoista de los pensadores indios era Krishnamurti, al que conoció).

Bueno, pues eso, la famosa frase del anuncio, “be water, my friend”, es puro taoísmo. El capítulo 78 del Tao Te Ching dice (traduzco de la traducción de Gia Fu):

Nada bajo el cielo es más suave y flexible que el agua.
Pero nada es mejor para atacar lo sólido y lo fuerte.
No tiene rival.
Lo débil puede vencer a lo fuerte.
Lo flexible puede vencer a lo rígido.
Todo el mundo bajo el cielo lo sabe,
pero nadie lo lleva a la práctica.

Y en el Chuang Tzu hay otra historia curiosa sobre el agua. No tengo a mano el texto, así que la cuento como la recuerdo. Confucio estaba paseando junto a un tumultuoso torrente de montaña con varios discípulos, cuando vio a lo lejos un hombre en medio del torrente que parecía estar en dificultades, su cabeza aparecía y desaparecía bajo el agua. Los discípulos corrieron a ayudarle y le trajeron todo mojado delante de Confucio, que le pregunto qué le había pasado. El hombre (que era taoista) le explicó que simplemente se estaba bañando, que aprovechaba los remolinos descendentes para bajar y los ascendentes para subir. Es una típica historia taoista que siempre me ha impresionado, algo así como un surf vertical. Las cosas del agua. Por cierto, he empezado a leer “La modernidad líquida” de Bauman. Líquida. Tiene tela.

Hace unos dias, Fernando me envió (en nuestro intercambio semanal de correos) un Power Point con un truco de magia. Te presentaban seis o siete cartas y te decían que te fijases en una, asegurándote que en la siguiente pantalla la harían desaparecer. Y en efecto, cuando pasabas a la siguiente pantalla la carta ya no estaba. Te quedabas bocas.

Luego, al repetirlo, te dabas cuenta de que, en realidad, lo único que hacían era modificar el orden en que aparecían las cartas en la pantalla (y creo que eliminar alguna). El truco es que tu ibas a buscar la carta en el sitio en que la habías visto, y allí no estaba. No te habías fijado en el resto de las cartas, ni en el orden ni en las que había al lado. Explicado así suena muy inocente, pero el caso es que funciona.  El truco no juega con las cartas, juega con la manera en que el cerebro intenta predecir una situación (que la carta se encuentre en la posición en que la ha visto) anticipándose a su propia percepción. Si diera prioridad a la percepción no habría truco, pues en seguida verías la carta en otro sitio, pero por lo visto no funciona así: primero busca en la base de datos previa a donde dirigir la atención (predicción), y solo luego, cuando y si los resultados no encajan, abre las puertas de la percepción. Ojo al dato.

Bueno, pues anteayer (precisamente) he leido en El Pais (.com) un artículo de Javier Sanpedro que tenía que ver con esto. Tiene el curioso título de “Un mundo entre las cejas”, y comenta diversos estudios que tienen que ver con los mecanismos de la predicción y de la percepción en el cerebro. Y el caso es que empieza hablando también de magia:

Un buen mago no es el que lleva un as en la manga, sino el que lo lleva para despistar. En la tercera tirada, la bola no sale de la mano del mago (ése es el as), pero si el truco funciona es porque la mirada del público no sigue a la bola, ni en ésta ni en las dos tiradas anteriores: está fija en los ojos del mago, y sólo por la trayectoria de éstos calcula dónde debe estar aquélla. La bola ya ha alcanzado su cénit cuando los ojos la miran de verdad. El proceso es tan automático que los espectadores han visto salir la bola de la mano, y la han visto subir sobre su cabeza. Si los ojos no la ven en el cénit… es que se ha esfumado en el aire.

Se trata del mismo mecanismo, el espectador predice antes de percibir, y el mago saca partido de esta función de ahorro energético del cerebro: no va detrás de todo lo nuevo que la percepción le proporciona, sino que antes lo contrasta con la información que ya tiene y, si coincide, se ahorra el esfuerzo y da el resultado. Suele funcionar, mientras no se encuentre con alguien que está jugando con ese mismo mecanismo. Otro experimento ha visualizado el proceso mediante el cual el cerebro busca una predicción a partir de una percepción.

Christopher Summerfield y sus colegas de la Universidad de Columbia, en Nueva York, han analizado el cerebro de sus voluntarios (por resonancia magnética funcional, fMRI) mientras decidían a toda prisa si había una cara, o una casa, en un chorro de diapositivas. El resultado es que los lóbulos frontales, donde se toman las decisiones, no se quedan esperando a los datos. La simple aparición de la diapositiva activa las áreas frontales en cierta pauta si el sujeto busca una cara, y en otra si busca una casa. Y esas pautas viajan hacia atrás, de la frente hacia las áreas visuales del córtex relacionadas con el reconocimiento facial. Summerfield cree haber capturado la primera imagen de una “predicción codificada” viajando hacia atrás para medirse con la información sensorial.

Lo curioso del caso es que se trata de un mecanismo en cierta forma conservador: ante una nueva percepción el cerebro busca un dato previo (antiguo) a partir del cual hacer una predicción, que parece que tiene prioridad sobre la cruda novedad de la percepción. Hay un ahorro energético evidente (no duplicar imformación), pero hay un riego de interpretar nuevas percepciones a partir de anteriores predicciones. Según otro de los estudios comentados en este artículo, la actividad del cerebro con respecto a un estímulo exterior es proporcionalmente baja en relación a la actividad que dedica a interpretar y predecir las demandas del entorno.

Las técnicas de imagen como la fMRI, que detectan la activación de un área cerebral por su incremento de consumo energético, tienen que emplear métodos sofisticados para distinguir la señal del ruido, y la razón es que la señal -las luces encendidas en el cerebro por los estímulos de los experimentadores- sólo incrementan el gasto de energía en un magro 0,5%. El resto -casi todo- es la “energía oscura del cerebro”, como la denomina hoy en Science Marcus Raichle, de la Universidad de Washington en Saint Louis. La evidencia apunta, según Raichle, a que esa energía oscura se invierte en “una actividad intrínseca de mantenimiento de información para interpretar y predecir las demandas del entorno”. Y desde luego no es ruido, sino una actividad muy estructurada, que ocurre en las mismas áreas, y con el mismo tipo de pautas, que la estimulada por el exterior.

Se me ocurren dos comentarios a todo este asunto. El primero es la relación que tiene con la teoría de Jeff Hawkins y su equipo sobre la función del cortex en la dinámica que da lugar a la inteligencia, una teoría un poco heterodoxa que ha explicado en el libro “On Intelligence“. Es un tema que tengo pendiente. El segundo es una prevención cultural. Los experimentos se han hecho con personas de un mismo ámbito cultural, por lo que parece norteamericanos. Es arriesgado sacar este tipo de conclusiones sobre el cerebro, en general, con una muestra tan concreta. Creo que la educación en una cultura o en otra puede repercutir en la manera como el cerebro gestiona una determinada información. Es solo una hipótesis, pero creo que hay datos suficientes como para tenerla en cuenta.

Este mediodía he pasado por la plaza Sant Jaume y allí seguía la gente de la Makabra. Tenían montada una banda de 15 o 20 músicos y estaban haciendo un concierto muy divertido, con un “director” gesticulante y entusiasta que era él solo un número. Mientras he estado allí, alguien (no he visto quién) ha retirado unas pancartas que habían puesto en las vallas de unas obras que hay por en medio, pero el ambiente era tranquilo y festivo, había gente que bailaba y unos pocos policías se lo miraban todo desde lejos.

Me han dado un panfleto donde explican la cronika del desalojo, lo iba a copiar aquí pero he visto que han abierto un blog en el que también lo cuentan, así que pongo aquí el enlace. En Indymedia Barcelona están dando mucha información sobre todo el asunto. Copio algunos trozos interesantes.

En el blog de La Makabra explican:

Ante el atropello que supuso la abrupta irrupción de la policía, la Associació de Veïns del Poblenou criticó “la forma en cómo se produjo el desalojo La Makabra, sin previo aviso, y con un procedimiento por vía penal, como si las personas de este espacio fueron delincuentes”. La asociación vecinal se sumó además a las críticas de Jordi Juanet, presidente de la Associació Catalana de Circ y de los mismos integrantes de La Makabra, que señalan la incapacidad del Ajuntament para “promover la vivienda social” y ofrecer espacios culturales autogestionados para los artistas de la ciudad.

En Indymedia reproducen un artículo de El Periodico que acaba diciendo:

Unas protestas en la plaza de Sant Jaume, frente al ayuntamiento, que parecen contar con la solidaridad de, al menos, el inquilino de un despacho del consistorio. El concejal de Juventud, Xavier Florensa, de Esquerra, expresó ayer su apoyo a los desalojados a través de un comunicado. En él, el edil republicano asegura que Barcelona “necesita estas expresiones culturales”, en referencia a las que se llevaban a cabo en La Makabra, y deplora que “se convierta en un problema de orden público y penal un asunto que puede encontrar su resolución en la vía civil”.
Mientras tanto, un medio afín al colectivo okupa, el Setmanari de Comunicació Directa, denunció que, tal y como consta en los boletines oficiales de diversas provincias, a los propietarios actuales de la antigua fábrica se les ha abierto 18 expedientes por impago en la Tesorería General de la Seguridad Social. Algunos de estos fueron clasificados como incobrables, pese a que la empresa poseía la nave desalojada el lunes.

Sobre este tema Indymedia reproduce otro artículo de La Vanguardia que explica un poco más:

El abogado también ha indicado que estudiarán pormenorizadamente la situación de la empresa propietaria de los terrenos y las naves ‘okupadas’ “porque probablemente detrás se esconde un enriquecimiento por especulación inmobiliaria”. Lucchetti ha dicho que investigará si es cierto que los propietarios de “La Makabra” han tenido expedientes por impago a la tesorería general de la Seguridad Social que supuestamente se archivaron como incobrables sin embargar los terrenos para ver si detrás de esta “ingeniería financiera para descapitalizarse” pudiera haber un delito de alzamiento de bienes. “La juez que persigue a estos chicos (los okupas) debería perseguir a este defraudador”, ha dicho el abogado. Las naves de la antigua fábrica de toldos Giralt Miró fue ocupada hace seis años después de quedar abandonada por la quiebra de la firma, que, según el abogado, siguió ostentando la propiedad y cambió de nombre por el de Larig SL, dedicada a la promoción inmobiliaria.

Larig es Giral al revés. Si esto es como lo cuentan, más claro agua.

Actualización: la cronika del desalojo la han colgado en Indymedia, éste es el enlace.

Ayer por la noche, cuando salimos de la clase de Kung Fu, pasamos por la plaza Sant Jaume (donde está el Ayuntamiento de Barcelona) y allí estaban los desalojados de La Makabra montando un espectáculo de circo en protesta por el desalojo.Es la segunda o la tercera noche que lo hacen y había un montón de gente, no llenaban la plaza pero casi. El espectáculo era tranquilo, no había mucha policía (ni delante de la Generalitat ni del Ajuntament).

mkabra20copy

La Makabra era una antigua fábrica del Poble Nou, okupada desde hace seis años, que se había convertido en un centro de trabajo para la gente del circo, entre otras actividades. De vez en cuando hacían fiestas, y yo he estado alguna vez. Tenían un espacio espectacular, mucho más montado que el del Resplandor (aunque, cuando he ido, la música no era tan buena). Ya había sido desalojada otras veces (creo que la última a principios de este año), pero ésta es la definitiva, porque ya han empezado a derribarla.

La Makabra, a lo largo de estos años, se había convertido en un centro de actividades culturales, además de una vivienda okupa. Según explica El Pais:

“Hasta ayer La Makabra era uno de los dos centros de la ciudad especializado en circo. Venían artistas de todo el mundo para aprender nuevas técnicas”, explicó ayer Albert Martínez, portavoz del colectivo okupa de Barcelona. Prueba de esta especialización es que las naves industriales estaban bien equipadas. Además de un circo, había gimnasio, teatro, un plató de televisión y dos pistas de patinaje.

Las “pistas de patinaje” supongo que se refiere a las pistas de skate que se montaron cuando el Ayuntamiento prohibió hacerlo en la calle. Y sobre las actividades de circo que se realizaban allí ha hecho declaraciones Tortell Poltrona, uno de los payasos más conocidos por aquí: “Con el desalojo, el mundo del circo en Cataluña se ha quedado en calzoncillos”.

El desalojo, además, ha sido polémico porque la jueza que lo dictó ha hecho pública una nota en la que explica que la policía (los mossos d’escuadra) no le avisó del momento en que lo realizaría para que ella pudiera advertir al abogado de los okupas. La policía y los okupas nunca se han llevado bien, desde el desalojo estilo Rambo del cine Princesa (un episodio vergonzoso) al intento de desalojo (fracasado) de Can Masdeu. El lunes había un mosso por cada uno de los que vivían allí, más o menos cien a cien. Pero no hubo violencia, ni en la plaza Sant Jaume tampoco.

Me ha hecho gracia la propuesta Ayuntamiento: “El Ayuntamiento de Barcelona ofrecerá un local para desarrollar actividades culturales a los desalojados de la antigua fábrica del Poblenou bautizada como La Makabra si estos presentan un plan “con consistencia, en cuanto a su uso” y con “componente social”, según ha anunciado el concejal de Cultura, Carles Martí”.

Es como hablar lenguas diferentes. La Makabra no nació con un plan “con consistencia, en cuanto a su uso”, nació como una realidad emergente ante una serie de carencias, y realmente tengo curiosidad por saber si los proyectos que ha respaldado el Ayuntamiento de Barcelona a partir de un plan “con consistencia, en cuanto a su uso” han tenido el éxito social de La Makabra. A veces no es cuestión de mala leche, es cuestión simplemente de mentalidad.

Hoy he estado leyendo, precisamente, la introducción de un libro muy interesante de Yochai Benkler,”The Wealth of Networks” (se puede descargar aquí), y he encontrado un párrafo que encaja con lo que pienso del asunto:

The particular economics of computation and communications; the particular economics of information, knowledge, and cultural production; and the relative role of information in contemporary, advanced economies have coalesced to make nonmarket individual and social action the most important domain of action in the furtherance of the core liberal commitments. Given these particular characteristics, there is more freedom to be found through opening up institutional spaces for voluntary individual and cooperative action than there is in intentional public action through the state.

Los okupas son, ahora mismo y en Barcelona, una de las puntas de lanza de la acción social contra el mercado inmobiliario (junto a los antiguos inquilinos víctimas del mobbing y a los que se manifiestan pidiendo una vivienda accesible). Pero no solo pasan a la acción y okupan espacios sin uso social, sino que en esos espacios también se genera cultura. En La Makabra, recursos para el circo, en Las Mil Viviendas, el proyecto de la Universidad Pirata, y supongo que otros que no conozco. Es una realidad emergente y las instituciones (el Ayuntamiento en este caso) harían mejor en permitir y mantener espacios que han demostrado su eficacia para la acción voluntaria y cooperativa, como dice Benkler, que en intentar calzarla pidiendo proyectos que hablen su idioma.

Hoy he encontrado, en BoingBoing, el video de una entrevista a Jack Kerouac que le hizo Steve Allen en 1959. La entrevista no es gran cosa, y Kerouac estaba evidentemente nervioso (y además sobra el piano de Allen), pero lo mejor es que Kerouac lee un pequeño trozo de “On the Road”, un libro que me marcó en su momento y que he recordado muchas veces, sobre todo la temporada que me dediqué a cruzar Estados Unidos a dedo (Rez, esto va dedicado, como en la radio).

I don’t care if it hurts,
I wanna have control
I want a perfect body
I want a perfect soul

Me en-can-ta esta canción de los Radiohead. Alucino con la voz de Thom Yorke en medio de esos trallazos bestiales de guitarra. Y también me gusta la letra.

Esta mañana me he encontrado con que El Pais Digital ha cambiado de nombre y de diseño. Ahora es El Pais.Com y ha cambiado bastantes cosas: la barra de secciones ya no está en columna sino en una barra horizontal en la cabecera, a la manera de las pestañas del Firefox o el Netscape (algo que ya tenía El Mundo.es, que en varios temas se les había adelantado, aunque ni por esas lo leo). La columna de titulares está a la izquierda y, aunque mantiene la diferencia tipográfica para el titular principal y no sigue un orden estrictamente cronológico (ordenar las noticias  por la hora de recepción sin edición posterior, a la manera de menéame o el Clarín de Buenos Aires), se aproxima más a este modelo que el diseño anterior. El orden cronológico aparece en una pestaña a la derecha. El punto es que toda edición supone una jerarquización de la noticia a partir de un determinado punto de vista, así que cuanta menos edición menos manipulación.

Otra innovación es la posibilidad de enviar comentarios a las noticias, como se hace en los blogs (algo que ya había introducido con éxito la edición digital del periódico gratuito 20minutos). A esto se añade que todo el contenido es de libre acceso y no como antes, que de repente te encontrabas con que el artículo que querías leer era solo para subscriptores. Las noticias se pueden comentar y votar, y tienen enlaces a otras webs externas que también comentan la misma noticia. Difusión en abierto, buscando la colaboración del lector, el punto interactivo. El estilo blog, vamos.

También han añadido una buena carga de contenidos multimedia, sobre todo videos. Un diario en la Internet ya no es un diario, es otro medio en la red. Ya no es diario porque se actualiza continuamente, pero además no está limitado al papel, puede interactuar y servir videos de noticias que antes solo eran posibles desde la televisón. Como los blogs. A esto suma el valor añadido que supone la marca El Pais. Ya no es una traducción escaneada, intenta ser El Pais en el pais de las maravillas.

La relación con los blogs en la portada de esta mañana era evidente (esta tarde la han cambiado). A la derecha aparecía una entrevista con Matt Mullenweg, el creador de wordpress con este titular: “Los bloggers deberían aspirar a cumplir las normas éticas de los medios tradicionales”. Curioso ¿eh?, esta tarde la entrevista está en un rincón de la sección de tecnología. Y encima (o debajo) de la entrevista aparecía una sección abierta a la colaboración de bloggers conocidos con un post de Pixel y Dixel (en la portada!!!) sobre la nueva Nintendo, que esta tarde también ha desaparecido de allí.

Bueno, pues es un ejemplo del impacto de los blogs sobre los medios de información tradicionales. Como en el caso del pacto entre Novell y Microsoft, habrá que que estar atentos a que la aproximación de la prensa al formato de los blogs no pretenda colonizar un territorio nuevo que se les había escapado. Los blogs son una posibilidad real de libertad, y los medios de información se han acabado conviertiendo muchas veces en portavoces del poder. Esta bien que un medio como El Pais se apunte a la interactividad y a la difusión en abierto, la prueba que tiene que pasar es que se apunte con todas sus consecuencias.

Hace unas semanas, el ex-director de El Mundo.es, Gumersindo Lafuente, hizo unas declaraciones muy interesantes en el I Congreso Internacional de Nuevo Periodismo. Decia:

“Los medios tradicionales quieren dominar algo que se les ha escapado de las manos. Tienen miedo de sus propias webs. Por ello, al director de la web del Financial Times ahora está de corresponsal en Hong Kong. Yo no estoy en Hong Kong, pero estoy en la cola del INEM.(..) No mantenía la misma postura que ellos. Mi dignidad profesional me impedía seguir trabajando allí porque ellos querían que la web fuese un amplificador de las ideas que les interesaban a ellos. (..)Los periódicos tradicionales ya están muertos, lo que me interesa preguntarme es si va a morir el Periodismo. Internet no ha hecho que le pasen nuevas cosas al Periodismo, sino que ya estaban ahí, lo que ha hecho es ponerlas de manifiesto. Por otro lado, los medios no le hablan a los ciudadanos, sino a los mundos del poder y de la influencia. Todos los días los diarios nacionales hablan entre ellos, se hacen criticas, se tiran piedras. Y tú te preguntas ¿de qué estarán hablando estos señores? Hablan de lo que a los Florentinos de este país les interesa”.

Estoy de acuerdo en casi todo, y en concreto, en que los medios hablan más de lo que le interesa al poder que de lo que me interesa a mi, y ya es un problema que muchas de las cosas que le interesan al poder a mi no me interesen, algo está fallando. En cambio, cuando leo menéame, encuentro muchas más noticias que me interesan. Es así. Espero entonces que el cambio de formato y de diseño en El Pais suponga también un cambio de contenidos, que la difusión abierta sea abierta y no se resistan a perder el control de la información. No sé, no sé. En todo caso, es increible lo que consigue hacer Internet.

Ayer estuve en la inaguración de la joyeria que Jorge Y Cris (o sea, mi hermano y la mujer de mi hermano, que también es mi hermana) han abierto en Cerdanyola. LLevan más de veinte años diseñando colecciones y al final se han decidido a abrir su propia tienda en un buen sitio cerca de casa: detrás han montado el nuevo taller y delante venden. Por cierto, una de las primeras cosas que me hizo Jorge fue un pin de cobre que llevaba escrito “Homo sum, nihil humanum a me alienum puto” (la frase de Terencio que da título a este blog) y que llevé puesto una buena temporada. Pongo aquí la foto de unas piezas suyas.

jjspatinas20copy

En esta foto no se ve mucho, pero el trabajo que hacen es sobre todo con pátinas que aplican a los metales y los transforman, les dan colores, texturas y calidades diferentes. Algunas parecen roca y algunas parecen agua y algunas la paleta mezclada de un pintor. Vamos, como un buen trabajo con Photoshop pero en real, en vivo y en directo. Los resultados son espectaculares, y lo curioso de las pátinas es que el resultado no solo depende de los ingredientes (mezclar los líquidos y sumergir dentro el metal durante horas, a veces durante dias, en plan alquimista) sino del grado de aleación del metal, de la sequedad o humedad ambiental, del clima o la época del año, de muchas cosas. Es una técnica compleja que puede tener un grado imprevisible. El metal se deja hacer, se deja transformar (más que la piedra, por ejemplo), pero es muy sensible a cualquier cambio.

Bueno, pues allí estaban Marta, Kiko (al que no veía hace tiempo), Bárbara y Antonio, Luis y Fermín (que también hacía siglos), Teresa María… bueno, un montón de gente, y resulta que, hablando hablando, conocí a un profesor de Kung Fu y (otra vez) con un cigarrillo en una mano y un vaso de vino en la otra, hablando de las técnicas chinas de meditación y de lucha.

Él también enseña Wing Chun Kung Fu (el que enseña Nathanial, mi profe) y según me dijo, es una escuela de Kung Fu del sur de China que se basa en un contacto muy próximo entre los contrincantes, en no dejar mucho espacio enmedio, y eso encaja en lo que he podido ver en las dos únicas clases que llevo. Me explicó que esta proximidad hace que la vista no sea demasiado útil en el combate, no tienes mucho campo de visión, y que lo importante entonces es preveer el próximo movimiento del contrincante a partir del contacto físico, del tacto. Lo importante es no perder el contacto porque es el que te va a decir por donde vendrá el próximo golpe. Me quedé con la impresión de que, al final, es el propio tacto del músculo el que decide la acción del músculo, sin tiempo a ver y pensar. Los golpes, realmente, son muy rápidos. Voy a buscar más información sobre Kung Fu en Internet.

Ahora que hablaba de Gia Fu Feng me he acordado de un retrato (literario) que escribí poco después de que se muriera. Lo he encontrado, y lo pongo aquí.

I

el vuelo del dragón por la montaña
nieva desde las cinco de la tarde
vestido de amarillo llameante
los ojos brillantes entre el gorro de lana
y la larga barba escarchada
Gia Fu regresa de paseo

II

Bin Kun a su lado va moliendo lentamente
la pastilla contra el tintero y añade agua.
Retrato de Gia Fu Feng escribiendo.
Con tres dedos coge el pincel, lo examina y se detiene,
mira el papel e inicia con la mano un gesto
circular primero que luego se extiende
sobre la superficie como un remolino de viento.
Levanta varias veces el pincel y lo devuelve
a su trayectoria vertical mientras los signos
cruzan el papel
y se deslizan en el aire.
Deposita el pincel en el tintero
y observa el resultado:
los momentos en que el pincel tomó vuelo,
el final en que la línea sugiere el resto.
¡ah! – y sonríe satisfecho.

III

desde la bañera Gia Fu bromea
con Tomy – le pregunta que nueva idea
maquina y a quién le tocará ahora
acompañarla hasta su tienda –
ella primero se indigna
y confiesa luego satisfecha
que la idea no es nueva y no necesita
esperar por más tiempo la visita.
La historia acaba en risas.
Gia Fu se sumerje en el agua tibia.

IV

Gia Fu se prepara el té en la cocina –
movida de su ardiente admiración por China
Lidia pregunta por el té y solicita
divertida el regalo de una taza.
Gia Fu introduce ocho cucharillas
de Lapsang Sauchong en la tetera
y explica algunas historias
sobre China y el té ahumando, conquista
de un pais conquistado.
Ofrece una taza de té a Lidia
que descubre al primer sorbo
cómo los extraños placeres de la China
transforman en una mueca su sonrisa.
Gia Fu la mira gravemente,
acerca su taza con gesto exquisito
y apenas moja los labios en un té tan fuerte.
Mientras paladea se sumerje complacido
en un placer más chino,
el desconcierto repentino
de una admiradora ardiente.

V

Se distinguen ya las siluetas de los arboles
por la ventana
y, en el silencio que introduce el día,
un tronco se desliza sobre las brasas,
crepita el fuego –
Gia Fu inicia quedamente
su melancólica canción de la Larga Marcha,
el lamento del soldado que se despide
de su familia y se conmueve
ante el regreso incierto.
En la aurora de estas montañas Gia Fu canta
la lejanía de China.

VI

una muerte anunciada por teléfono
no hay lugar para el llanto
ni para el duelo
el gran vidriero
ha devuelto el cristal
a su origen de fuego